Las 5 tecnologías asentadas en la logística en 2021

Comparte:

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on email

La tecnología 5G y el blockchain han sido sólo algunas de las tecnologías que más se han asentado y madurado en el 2021. La ola 4.0 es cada vez más grande y las empresas debarán aprender a surfearla para sobrevivir

A lo largo de este 2021 se han asentado diferentes tendencias que han marcado de tecnología el ADN logístico. En los últimos doce meses, ha quedado patente que el sector está cada vez más enfocado al mundo 4.0, un universo en el que las innovaciones son esenciales para sobrevivir.

Muchas empresas logísticas han llegado al 2022 gracias a la estabilidad y flexibilidad que han aportado a la cadena de suministro estas soluciones en tendencia. La incertidumbre propiciada por la pandemia, ha impulsado al sector a confiar e implementar dichas innovaciones.

A continuación, expondremos las cinco tendencias que mejor se han integrado en la red logística en el 2021:

I. Tecnología 5G

La llegado de la quinta generación de tecnología inalámbrica se ha convertido en una realidad para muchas empresas este último año, incrementando la velocidad de la carga y descarga. Gracias al 5G es posible que a tiempo real conozcamos el estado de cada una de las etapas de la cadena de suministro.

II. Automatización de los procesos intralogísticos

La automatización de la intralogística se ha convertido en uno de los imprescindibles para mejorar la eficiencia y rentabilidad dentro del almacén. Además, a través de la implementación de un SGA personalizado se ejecutarán los procesos de manera inteligente, conectada y automática.

La automatización en el proceso de picking es uno de los más consolidados. Gracias a la implementación de soluciones automáticas en dicho eslabón, ha sido posible mejorar y optimizar la intralogística a lo largo de este 2021. Así es que, gracias a la automatización, la logística está mucho más preparada para seguir funcionando correctamente ante cualquier nuevo reto o pico de demanda.

III. Vehículos sostenibles

Durante el 2021 el cambio climático ha sido uno de los grandes temas más importantes tratados tanto a nivel nacional como internacional. Por ello, la exigencia de contar con vehículos menos contaminantes es ahora más acuciante que nunca. La implementación de este tipo de vehículos suele ir acompañado de una exhaustiva medición de la huella de carbono para alcanzar los objetivos de la Agenda 2030.

IV. Soluciones de last mile: lockers y Click & Collect

La flexibilidad en la cadena de suministro es indispensable, sobre todo en su último eslabón, el last mile. Para los consumidores actuales, contar con la opción de recogida a través de lockers o Click & Collects es ya un requisito previo.

Estas soluciones no sólo benefician al consumidor, sino a la empresa logística, puesto que se ahorran combustible (depositando varios pedidos en un mismo punto) y, por otro lado, evitando los costes que suponen las inevitables entregas fallidas por la ausencia del cliente en el domicilio.

V. Tecnología blockchain

Este año el blockchain ha sido usado de forma masiva por las empresas para hacer más seguro, rápido y transparente intercambio de datos e información. Esta tecnología está conformada por un conjunto de ordenadores o nodos interconectados entre sí que se rigen bajo un protocolo común, cuyo fin es validar y almacenar la misma información en una res de pares (P2P).

Gracias a este sistema, cada vez que un dispositivo introduce un dato nuevo, este se transmite de forma cifrada a toda la red para que sea validado individualmente. Además, como cada nodo actúa como verificador de datos, es imposible llevar a cabo cualquier tipo de manipulación de la información.

De esta manera, la implementación del blockchain en la logística, ha hecho que la comunicación entre los diferentes agentes de la cadena de suministro sea más segura, transparente y eficiente.

En definitiva, las tecnologías que más se han asentado este 2021 han sido esencialmente tecnológicas por una razón: la ola del 4.0 es imparable y la industria logística deberá adaptarse para suplir la creciente demanda a nivel global.

es_ES